Cinépatas.com

¡Locos por el CINE!


Página alojada en CDmon. Apóyanos usando sus servicios

Cinépatas.com:  Foros de cinépatas:  Largometrajes

Vida de Oharu, mujer galante

Compartir tema
Responder

  9,15 sobre 10. (Detalles)

Para puntuar esta película tienes que estar conectado.

 

Vida de Oharu, mujer galante 

mensajeSab 22 Jul, 2006 5:35 am.

imagen

TITULO ORIGINAL Saikaku ichidai onna
AÑO 1952
DURACIÓN 148 min.
PAÍS Japón
DIRECTOR Kenji Mizoguchi
GUIÓN Yoshikata Yoda (Novela: Saikaku Ihara)
MUSICA Ichiro Saito
FOTOGRAFÍA Yoshimi Hirano
REPARTO Kinuyo Tanaka, Toshiro Mifune, Masao Shimizu, Ichiro Sugai, Tsukue Matsuura, Kiyoko Tsuji, Toshiaki Chikae
PRODUCTORA Shintoho
Sinopsis: Narra la dura vida de Oharu, una mujer sometida a los convencionalismos de la sociedad feudal en el Japón del siglo XVII.

Crítica: Mizoguchi nos trae una historia de melancolia, de amores imposibles, de imposiciones, de costumbres maritales en una sociedad japonesa dominada por los rangos y la posición social. Un 9/10

_______________________
"Huesos rotos, botellas rotas, todo esta roto"
 

 

mensajeVie 20 Jul, 2007 5:59 pm.

Shaun

2
Sexo:Sexo:Hombre

imagen

Saikaku ichidai onna, o sea, La Vida de Oharu, Mujer Galante, es una Obra Maestra del cine japonés, una Obra Maestra del cine universal dirigida por Kenji Mizoguchi en 1952.

Destaca la sencillez de la exposición de la historia, en la que a través de un largo flahshback conocemos la trayectoria vital de una mujer excepcional. La pertinencia exacta de los travellings y un dominio absoluto de la composición de plano y la profundidad de campo me hacen, desde ya, considerar a Mizoguchi uno de los grandes genios del cine, de una solvencia extrema. También hay que destacar las interpretaciones, que como ya he dicho, impregnan de sentido, con cierta estilización teatral (que no está de más, sino todo lo contrario), cada movimiento corporal, llegando a crear momentos más cercanos a la escultura de grupo o la danza que a lo usual en cine. La sobria, multifacética y soberbia interpretación de la protagonista, Kinuyo Tanaka, casi convierte la película en un bello monólogo silencioso, casi eclipsa todo a su alrededor, a pesar de la solvencia de los secundarios, muy especialmente la de Toshiro Mifune, en un papel brevísimo pero que marca las más de dos horas de metraje. La música también está muy bien utilizada, en correspondencia con el tempo, cadencioso, pero nunca tedioso, del film.

Pero si tenemos una Obra Maestra por la forma, también la tenemos por el contenido. Porque Oharu es un canto a la tolerancia, al amor y a la dignidad. Porque Oharu, que es puro amor, pura inocencia, lo pierde todo por amar. Su visión inocente de la vida se enfrenta a una sociedad clasista, basada aparentemente en la religión, la tradición y la ley, pero absolutamente hipócrita, pues no hay otra cosa más que el dinero detrás de todo, y las inamovibles leyes morales dejan de serlo cuando el oro se cruza ante ellas. Oharu siempre valora el amor únicamente, el dinero no es algo que pretenda acumular y lo desprecia en tanto que no sea imprescindible para su supervivencia. Por lo tanto, es una rebelde en su entorno. Pero su doble papel de mujer y librepensante hace de ella una marginada permanente, en lugar de una mesías. Oharu mantiene la dignidad en cualquiera de sus pasos, pero su inocencia hace que sus "venganzas" no vayan más allá de travesuras infantiles (el robo de una peluca, un curioso strip-tease, la imitación de una bruja, huir para cumplir libremente lo que se le ha ordenado como última condena; siempre dejando en evidencia las debilidades de los demás, nunca dañándolos directamente).

El viaje de Oharu es un viacrucis descendente que atraviesa toda la sociedad japonesa del siglo diecisiete: hija de samurai, concubina (trasunto de una moderna "Madre de Alquiler", sorprendente), cortesana, sirvienta, artesana, novicia, fugitiva, mendiga, prostituta callejera y, finalmente, penitente sin haber pecado. La sociedad la maltrata por ser un elemento ajeno a ella, por basar su existencia en amar en lugar de en tener y ambicionar. Y así, también le es arrebatado sucesivamente el amor de su amante, de la sociedad, de sus padres, de su hijo, de su marido y de las instituciones religiosas. Y a excepción de su madre (que hace lo que puede, sometida a la voluntad del esposo), ese amor que está dipuesta a dar, solamente lo recibe de criados, prostitutas y desgraciados.

Estamos así ante un film feminista y hasta cierto punto socialista. De hecho, las últimas palabras del amante ejecutado piden la desaparición de las clases, aunque no poniendo el énfasis sobre lo económico sino sobre
Y lo que más llega es que la vida de Oharu es similar a la de muchas mujeres de nuestros días, incluso en nuestros países "civilizados", oprimidas por la sociedad, la religión y su propia condición femenina, parece como si en 400 años poco hubiese cambiado. Y de hecho sorprende como en un film de hace cinco décadas Mizoguchi expone temas tan actuales (no por ser novedad, sino por la reciente pérdida de su condición de tabú en nuestra cínica sociedad) como la prostitución, el tráfico de mujeres, el maltrato, el acoso psicológico y sexual, el consumismo de una manera muy abierta pero a la vez muy delicada. Así que el film sigue vigente en sus reivindicaciones.

En fin, una maravilla.

_______________________
Is Jabba the princess?
 

 

mensajeMar 24 Jul, 2007 2:02 pm.

De Mizoguchi sólo he visto "Los amantes crucificados" y no tengo mucha idea de que va su cine, pero si es cierto que su cine es como un libro que describe historias de mujeres orientales y todo lo que eso conlleva. Centrándome en la única película que he visto de este director, me pareció curioso la forma de plantear la historia en "Los amantes crucificados", al principio daba entender la historia de siempre: Hombre domina a mujer. Pero según fueron pasando los minutos y las escenas, en un lenguaje no hablado, como si fuera una segunda trama más sutil, arremetía no sólo contra esa dominación milenaria y arraigada en el pasado,sino mucho más. La historia se tornaba totalmente atemporal, perfectamente transportable de una época pasada a nuestros días. En conclusión realizó un cuadro descriptivo sobre la hipocresía, sobre el materialismo, el conformismo, y la presión social. Hace bastante tiempo que la vi, y tampoco puedo ser muy concisa. Tomo nota de la película que pinta de vicio.

 

 

mensajeMie 30 May, 2012 7:02 pm.

Ienaga

6
Sexo:Sexo:Hombre

Creo que Saikaku ichidai onna, el título original de la película, significa literalmente Vida de una mujer según Saikaku; es decir, según Saikaku Ihara.

Destripo:

-El emocionante plano-secuencia que recoge el intento de suicidio de Oharu.

-El refinado uso del fuera de campo: la ejecución de Kotsunosuke (Mifune), el nacimiento del heredero de Matsudaira, el descubrimiento del "pecado" de Oharu... Los movimientos de cámara, que siempre revelan la presencia de elementos o personajes fuera de campo (crean tensión al entrar en cuadro): la cortesana devenida en mendiga que tañe el shamisen (qué bonito detalle), los peregrinos, etcétera.

-Mizoguchi demuestra que una película no es más emocionante por contener muchos primeros planos. Dijo en una ocasión: "Odio los primeros planos."

En términos generales, el cine japonés es mucho más interesante que el occidental por el estilo sutil e indirecto de sus directores.

Un 10. Matrícula de honor.

 

 

mensajeVie 21 Abr, 2017 8:38 am.

Os doy las gracias por la información! Yo estaba buscando y no podía encontrar. Usted me ayudó!

Responder

Cinépatas.com:  Foros de cinépatas:  Largometrajes

Contacta con Cinépatas.com  -  Departamento de Prensa  -  Departamento de Publicidad

¿Cómo podemos soñar con algo grandioso cuando no tenemos nada con lo que soñar? ¿Cómo hacer soñar a todos cuantos nos rodean?

(Invictus)

Ver otras frases de cine